Adiós a los temidos pinchazos de las vacunas

14/07/2010

image_pdfimage_print

Un grupo de científicos norteamericanos han desarrollado un parche cutáneo para administrar vacunas, que además de sustituir a las temidas agujas, produce una mejor respuesta, según los primeros resultados de una investigación publicada por la revista ‘Nature Medicine’. Este dispositivo dispone de 100 agujas microscópicas de 650 micrómetros de largo (0,065 milimétros). Están diseñadas para penetrar sólo las capas superiores de la piel y se disuelven casi al instante. Según los investigadores, la vacuna no tiene que penetrar profundamente la piel, porque las células inmunes están presentes justo debajo de la superficie. Para probar su eficacia, aplicaron estos parches con una vacuna contra la gripe en ratones. Otro grupo de roedores recibieron un parche sin compuesto activo y, un tercer grupo, fue vacunado con las tradicionales agujas hipodérmicas. Tres meses después, cuando los animales fueron infectados con el virus de gripe, los investigadores descubrieron que el parche consiguió una respuesta inmune más efectiva que la inoculación estándar. El equipo señala que, si se demuestra su efectividad en humanos y pueden fabricarse a gran escala, los parches costarían igual que las vacunas actuales y ahorrarían los costes asociados al desecho especial de las agujas y el personal que administra los tratamientos

[Más información] [Más información]

image_pdfimage_print

Subir al menú