Adverse events following 12 and 18 months vaccinations: a population-based, self-controlled case series analysis

27/12/2011

image_pdfimage_print

Adverse events following 12 and 18 months vaccinations: a population-based, self-controlled case series analysis
Wilson K, Hawken S, Kwong J, Deeks S, Crowcroft N, Van Walraven C et al. PLoS ONE 2011;6:e27897
Palabra clave: Triple Vírica. Seguridad

Los autores plantean un diseño de series de casos autocontrolados para conocer la incidencia relativa de las reacciones adversas tras la vacuna triple vírica administrada a los 12 y 18 meses según el calendario de vacunación de Ontario (Canadá). Examinan las visitas al cuarto de guardia o ingresos hospitalarios tras la recepción de 271.495 vacunas de los 12 meses y 184.312 de los 18 meses siendo comparadas con un periodo de control de 20 a 28 días después. De cuatro a doce días tras la vacunación del año de vida los niños tuvieron un incremento de la incidencia relativa de 1.33 (IC 95%: 1.29-1.38) de visitas a urgencias o ingresos comparado con el periodo control que representa al menos un efecto extra durante el intervalo de riesgo por cada 168 niños vacunados. De diez a doce días tras la dosis del año y medio la incidencia relativa fue de 1.29 (IC 95%:1.17-1.33) lo que representa al menos un efecto extra por cada 730 niños vacunados. La razón primaria del aumento de efectos adversos vino motivada por elevaciones significativas de las visitas al cuarto de guardia, pero no de ingresos hospitalarios.

La clínica de los mismos fueron las convulsiones febriles, fiebre y exantema vírico. El menor riesgo tras la segunda dosis puede obedecer a que se trata de una segunda exposición. El estudio presenta fortalezas varias: tipo de diseño y inclusión de la práctica totalidad de los nacidos en Ontario, y limitaciones importantes: el efecto del vacunado sano puede haber enmascarado una asociación vacuna con efecto adverso en el periodo postvacunal inmediato, no se pudo identificar una única vacuna como la responsable al administrarse varias simultáneamente y que no fueron validados los códigos utilizados para identificar los motivos de consulta a los dispositivos de urgencias.

Concluyen que sus hallazgos tienen implicaciones importantes para los vacunadores ya que aunque pueden aparecer reacciones adversas, éstas no son graves.

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú