Changing epidemiology of meningococcal disease in Europe from the mid-20th to the early 21st Century

27/04/2012

image_pdfimage_print

Changing epidemiology of meningococcal disease in Europe from the mid-20th to the early 21st Century
Kriz P, Wieffer H, Hall K, Rosenlund M, Budhia S and Vyse A. Expert Rev. Vaccines 2011; (10): 1477–1486.
Palabra clave: Meningococo

La epidemiología de la enfermedad meningocócica en Europa desde 1945 ha mostrado fluctuaciones en la incidencia, distribución de serogrupos y tasas de mortalidad. Los brotes y epidemias, impulsadas por la introducción de nuevas cepas virulentas en Europa se han producido de forma impredecible. Las epidemias asociadas a los serogrupos A y B se han producido en todas las regiones del continente. Además, ha habido períodos con mayor frecuencia de brotes, como los relacionados con el serogrupo C en la década de 1980 y 1990, con una incidencia de enfermedad de alrededor de uno a dos casos por cada 100.000 habitantes. La enfermedad por serogrupo W135 fue observada en la década de 1970 y 2000, mientras el serogrupo Y ha surgido recientemente en Suecia y la República Checa. Este artículo describe la epidemiología cambiante de la enfermedad meningocócica en Europa. Comprender esto es importante para tomar decisiones informadas acerca de las diferentes vacunas antimeningocócicas que pueden ser consideradas para su uso en Europa.

El movimiento de nuevas cepas virulentas puede producirse tanto de los países vecinos, tales como la propagación de los clones del serogrupo B y C en la década de 1980 y 1990 y de otros continentes, como el serogrupo Y en la República Checa y los brotes por serogrupo W135 asociados con el Hajj.

Los brotes de enfermedad por serogrupo C que ocurrieron con mayor frecuencia al final del siglo XX llevaron a la introducción de la vacuna conjugada del serogrupo C en los programas rutinarios de un número de calendarios europeos.

El impacto de las vacunas conjugadas meningocócicas del serogrupo C sobre la enfermedad en estos países europeos destaca el potencial de vacunas antimeningocócicas para controlar la enfermedad en la región. El uso de estas vacunas también ha proporcionado evidencia del potencial de las vacunas conjugadas antimeningocócicas para generar inmunidad de rebaño, aumentando el valor de sus beneficios en salud pública.

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú