Effectiveness of the 23-valent pneumoccocal polysaccharide vaccine against community-acquired pneumonia in the general population aged ?60 years: 3 years of follow-up in the CAPAMIS study

21/02/2014

image_pdfimage_print

Effectiveness of the 23-valent pneumoccocal polysaccharide vaccine against community-acquired pneumonia in the general population aged ?60 years: 3 years of follow-up in the CAPAMIS study.

Ochoa-Gondar O, Vila-Córcoles A, Rodríguez-Blanco T, Gómez-Bertomeu F, Figuerola-Massana E, Raga-Luria X et al. Clin Infect Dis. Advance access published February 13, 2014.

Palabra clave: Neumococo. Vacuna. Polisacárida. Efectividad. Neumonía

Estudio poblacional de cohortes que incluyó 27.204 personas de 60 o más años residentes en Tarragona y que fueron seguidos prospectivamente desde diciembre de 2008 hasta noviembre de 2011. El resultado primario del estudio fue la hospitalización por neumonía neumocócica comunitaria, bacteriémica (con aislamiento de S pneumoniae en lugares estériles) o no y neumonía comunitaria por todas las causas. La neumonía comunitaria se confirmó radiológicamente y se validó con las historias clínicas. Las tasas de incidencia por 1000 personas año fueron de 0.21 para la neumonía neumocócica bacteriémica 0.14 vs 0.26 para vacunados de PnPS23 o no vacunados, de 1.45 para la no bacteriémica 81.46 vs 1.44) y de 7.51 (7.19 vs 7.71) para la de cualquier causa. En el análisis primario con todos los miembros de la cohorte, la vacuna polisacárida no pareció efectiva para ningún desenlace estudiado. Tras los ajustes multivariables y en comparación con los que nunca han recibido la vacuna, la vacunación en los cinco años previos se asoció con un riesgo reducido de neumonía neumocócica bacteriémica (hazard ratio: 0.38. IC 95%: 0.09-1-68), de neumonía no bacteriémica (HR: 0.52. IC 95%: 0.29-0.92), la neumonía neumocócica (HR: 0.49. IC 95%: 0.29-0.84) y la neumonía de todas las etiologías (HR: 0.75. IC 95%: 0.58-0.98).

Los autores concluyen que sus hallazgos apoyan un efecto protector de una vacunación reciente con PnPS23 frente a la neumonía comunitaria por neumococo y por cualquier causa. Piensan, por otra parte, que aunque la tasa de vacunación antigripal fue muy diferente entre vacunados y no vacunados con polisacárida, sus análisis secundarios sugieren que la vacunación antigripal no fue un importante factor de confusión.

En una editorial acompañante Keith Klugman añade que el estudio es robusto epidemiológicamente aunque los resultados son difíciles de interpretar por las grandes diferencias en los factores de riesgo entre vacunados y no vacunados (especialmente en lo que concierne a las coberturas de vacunación antigripal). En cualquier caso, piensa que la moderada protección encontrada sería de duración limitada y que por los resultados no parece que debamos de depender de las vacunas polisacáridas simples para una protección a largo plazo y que esa vacuna tiene los días contados como una medida de salud pública para reducir poblacionalmente la carga de neumonía neumocócica.

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú