El riesgo de la triple vírica era falso

5/01/2010

image_pdfimage_print

El médico que ‘descubrió’ que la vacuna infantil causaba autismo, cobró 82.000 euros de una institución. Termina la investigación sobre el mayor escándalo médico de la década. Fallo en contra del doctor que vinculó la vacuna triple vírica con el autismo. El proceso ha durado dos años y medio y han participado más de 30 testigos.

Hace 10 años, la prestigiosa revista científica The Lancet causó una gran conmoción al publicar un estudio que vinculaba la vacuna trivírica -sarampión, paperas y rubéola- con casos de autismo. Según el consejo General de Médicos británico GMC, este asunto trasciende las implicaciones médicas y los daños causados a la salud de muchos menores por no haber recibido la vacuna en su momento debido a estas falsas afirmaciones.

Como consecuencia de la alarma social que se produjo entonces, hay zonas pobres del norte de Londres en donde la mitad de los niños no están vacunados contra el sarampión y las otras dos enfermedades.

La conmoción de febrero de 1998 se transformó en indignación. El doctor Andrew Wakefield, autor del estudio, había cobrado 55.000 libras (unos 82.000 euros) de una institución -Legal Aid Board- que quería querellarse contra los laboratorios que fabrican esas vacunas.

[más informacion] [más informacion] [más informacion]

image_pdfimage_print

Subir al menú