Epidemiology of Infant Meningococcal Disease in the United States, 2006-2012

22/02/2015

image_pdfimage_print

MacNeil JR, Bennett N, Farley MM, Harrison LH, Lynfield R, Nichols M, et al. Pediatrics. 2015;135: e305-11.

Palabra clave: enfermedad meningocócica, epidemiología, vacuna.

La incidencia de la enfermedad meningocócica está actualmente en mínimos históricos en Estados Unidos. Sin embargo, esta incidencia sigue siendo más alta entre los niños menores de un año. Con el uso rutinario de las vacunas frente al Haemophilus influenzae tipo b y la vacuna frente al el neumococo en bebés y niños, la infección por Neisseria meningitidis sigue siendo una causa importante de meningitis bacteriana en niños pequeños en Estados Unidos.

El objetivo de este estudio ha sido determinar los casos de meningitis ocasionada por N. meningitidis durante el periodo de tiempo 2006-2012 en Estados Unidos. Para ello se recogieron datos de población y laboratorio, basado en los aislados de N. meningitidis realizadas a través de del grupo de vigilancia bacteriana activa durante el 2006 hasta el 2012. Los formularios de recogida de datos ampliados se completaron para los casos infantiles identificados en el área de vigilancia durante el año 2006 hasta el 2010.

Los principales resultados fueron los siguientes: se estima que unos 113 casos de enfermedad meningocócica confirmada por cultivo se produjeron anualmente entre lactantes de 1 año desde 2006 hasta 2012, para una incidencia global de 2,74 por cada 100.000 niños. Entre estos casos, se produjeron 6 muertes. El serogrupo B fue responsable del 64% de los casos, el serogrupo C (12%) y el serogrupo Y (16%).

Los datos recogidos en los formularios mostraron que una alta proporción de casos infantiles (36/58, 62%) tenía un fumador en el hogar y el nivel socioeconómico de era bajo.

Los autores concluyen que la carga de la enfermedad meningocócica sigue siendo más alta en los niños pequeños, siendo serogrupo B el predominante. Las vacunas que ofrecen protección a temprana edad tienen el potencial de reducir la carga de enfermedad meningocócica, especialmente si ofrecen protección contra la enfermedad meningocócica del serogrupo B.

[mas información]

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú