Invasive pneumococcal disease among infants before and after introduction of pneumococcal conjugate vaccine

24/09/2006

image_pdfimage_print

Invasive pneumococcal disease among infants before and after introduction of pneumococcal conjugate vaccine
Poehling KA, Talbot TR, Griffin MR, Craig AS, Whitney CG, Zell E, et al. JAMA 2006; 295: 1668-1674
Palabra clave: Neumococo

El Streptococcus pneumoniae es una de las mas importantes infecciones en los niños y afortunadamente disponemos de una vacuna conjugada 7 valente que fue comercializada en el año 2000 y que está recomendada en niños entre los 2 y 23 meses de edad. Por ello los autores se plantean un estudio para determinar las tasas de enfermedad invasiva antes y después de la introducción de dicha vacuna. Para ello diseñan un estudio prospectivo que tiene como base la población de niños entre los – y 90 días de edad que residen en 8 áreas diferentes de los EE.UU. que tienen a su vez laboratorios para la vigilancia de la enfermedad invasiva por neumococo.  El trabajo se lleva a cabo desde el 1 de Julio de 1997 hasta el 30 de junio del 2004. Dentro de los resultados más relevantes podemos destacar que en total hubo 146 casos de enfermedad invasiva del que 86 se produjeron antes y 57 después de la introducción de la vacuna. Con la confirmación bacteriológica se confirmaron que el 64% tuvieron bacteriemia, el 18& neumonía, el 15% meningitis y el 3% artritis y osteomielitis. Las tasas descendieron un 40% desde un 11,8 al 7,2 por 100 000 nacidos vivos. El descenso fue mayor y significativo en los niños negros que paso del 17,1 al 5,3 por 100 000 nacidos vivos, pero no significativo para los niños blancos que paso del 9,6 al 6,8 por 100 000 nacidos vivos. Las tasas de los serotipos incluidos en la vacuna descendieron de forma significativa pasando del 7.3 (95% CI, 5.3-10.1) al 2.4 (95% CI, 1.6-3.8; P<.001) por 100 000 nacidos vivos. En conclusión los autores dicen que desde la introducción de la vacuna PCV7 las tasas de enfermedad invasiva en los niños ha descendido significativamente, lo que pone de manifiesto que la recomendación de la vacunación en niños entre los 2 y 23 meses de edad es efectiva y no se han producido cambios de serotipos en la población. También concluyen diciendo que hay una respuesta diferente en función de la raza si bien se partía previamente de tasas diferentes entre razas antes de la incorporación de la vacuna.

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú