La terapia génica y las vacunas cambiarán de manera radical la vida de los alérgicos

11/11/2008

image_pdfimage_print

La aparición de las primeros tratamientos génicos, diseñados a la medida de cada paciente, y el desarrollo de nuevas vacunas permitirán un mejor control de este tipo de enfermedades, aunque la alergia nunca desaparecerá. «Aunque lográramos controlar toda la patología existente, las alergias seguirán entre nosotros, porque el organismo puede reaccionar de manera exagerada ante cualquier estímulo», afirmó el especialista Ignacio Antépara, coordinador del comité organizador del Congreso Nacional de Alergología, que se celebró en Bilbao. En la actualidad, los especialistas disponen de vacunas contra la rinoconjuntivitis, el asma y los venenos de abeja y avispa, la industria trabaja asimismo en el desarrollo de profilaxis contra determinados alimentos, como los frutos secos y los melocotones, dos investigaciones muy avanzadas, que se están desarrollando en Levante y Navarra. La mayor esperanza está puesta, sin embargo, en la terapia génica, que a grandes rasgos consiste en detectar el gen que está relacionado con la dolencia y desactivarlo.

[ más información ]

image_pdfimage_print

Subir al menú