La vacuna del neumococo ahora sí merece ser financiada

18/01/2015

image_pdfimage_print

Inmunizar a los niños o no es una cuestión de dinero. O al menos es el caso de la vacuna contra el neumococo, que no fue incluida en el primer calendario común de vacunación, creado en 2013. Hace dos años se argumentó que no se podía afrontar su financiación pública. Así, España quedaba como único bastión en Europa occidental, junto a Portugal, en el que no se realizaba una vacunación sistemática y generalizada contra esta bacteria, según reflejaba un informe de situación del Centro de Control de Enfermedades. Por entonces Sanidad rebajaba la importancia de la protección generalizada contra un germen que puede causar neumonías y meningitis. Madrid la aplicaba a los bebés, pero también por criterios presupuestarios dejó de hacerlo en 2012, una decisión refrendada por el criterio de Sanidad, que no la incluyó en el catálogo obligatorio de vacunas. Pero lo que antes no hacía falta ahora es de interés general. Y el Prevenar13 empezará a dispensarse en todo el país en 2016. Lo decidió hace unas semanas el Consejo Interterritorial de Salud, en medio de la vorágine sobre los tratamientos de la hepatitis C. La financiación pública de esta vacuna no es una porción de presupuesto desdeñable para las comunidades autónomas: la Comunidad de Madrid adquirió en 2009 634.350 dosis por 28,8 milllones de euros.

[Más información]

image_pdfimage_print

Subir al menú