Meningococcal carriage following a vaccination campaign with MenB-4C and MenB-fHbp in response to a University serogroup B meningococcal disease outbreak-Oregon, 2015-2016

5/03/2018

image_pdfimage_print

McNamara L, Thomas J, MacNeil J, Chang H, Day M, Fisher E et al. J Infect Dis 2017;216:1130-1140

A raíz de un brote de enfermedad meningocócica por N meningitidis serogrupo B ST-32 en la Universidad de Oregón, con seis casos y un fallecimiento, los autores plantean un estudio descriptivo para evaluar el transporte nasofaríngeo de meningococo en general, de meningococo B o de meningococo de la cepa causante del brote, en relación al impacto de la campaña de vacunación con la vacuna 4CMenB (dos dosis) o MenBfHbp (tres dosis). Para ello llevaron a cabo cuatro encuestas en un periodo de once meses disponiendo de un total de 4.225 muestras de 3.802 participantes. La prevalencia de meningococo y de serogrupo B fue estable a lo largo de las cuatro fases del estudio, entre el 11%-17% y el 1.2%-2.4%, respectivamente. Como en otros brotes descritos, ningún estudiante portaba la cepa responsable. El 57% de los participantes habían recibido al menos una dosis de cualquiera de ellas. Encontraron que ni una o más dosis de cualquiera de las dos vacunas se asoció con un descenso de la prevalencia de cualquier meningococo o del B en particular. Es interesante remarcar que el hábito tabáquico y el social mixing se asociaron con aumento del transporte de N meningitidis serogrupo B en el análisis multivariante. Los autores concluyen que ninguna de las dos vacunas tiene un rápido efecto en el transporte, por lo que el uso de vacunas en un contexto epidémico es poco probable que proporcione en corto periodo de tiempo una protección comunitaria. Sin ésta, y además de la quimioprofilaxis, es esencial alcanzar una alta cobertura vacunal (protección directa).

[más información]

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú