Pneumococcal Carriage and Antibiotic Resistance in Young Children Before 13-valent Conjugate Vaccine

27/05/2012

image_pdfimage_print

Pneumococcal Carriage and Antibiotic Resistance in Young Children Before 13-valent Conjugate Vaccine.
Wroe PC, Lee GM, Finkelstein JA, Pelton SI, Hanage WP, Lipsitch M et al. Pediatr Infect Dis J 2012; 31(3): 249-54.
Palabra clave: neumococo

El objetivo del estudio es medir las tendencias respecto al transporte nasofaríngeo de neumococo y sus resistencias antibióticas en Massachusetts tras la introducción de la vacuna conjugada heptavalente y previamente a la tridecavalente.

Estudio transversal (temporada invernal 2008-09) en el que se tomaron muestras nasofaríngeas y un cuestionario en niños entre 3 meses y 7 años en centros de atención primaria de 8 comunidades de Massachusetts. Los datos se compararon con los obtenidos en la temporada 2001, 2003-04 y 2006-07.

Se tomaron muestras de un total de 1.011 niños, de los que el 29% presentaban colonización con neumococo. Los serotipos no vacunales representaron el 98% (especialmente 19A (14%), 6C (11%) y 15B/C (11%)). Los serotipos incluidos en la vacuna tridecavalente representaron el 20% de los aislamientos y el 41% de los resistentes a penicilina. Mediante análisis multivariante se observó que la menor edad, la asistencia a guardería, tener hermanos pequeños y la enfermedad respiratoria fueron predictores del estado de portador. La toma de antibióticos en los dos meses previos se asoció con una menor posibilidad de ser portador. Sólo la menor edad y la asistencia a guardería se asociaron con mayor frecuencia de estado de portador de neumococo resistente a penicilina. La tasa de portadores nasofaríngeos descendió en el corte realizado en el año 2003-04 antes de volver a los niveles basales y mantenerse estable en los dos cortes siguientes (2006-7 y 2008-9).

Los autores concluyen que el reemplazo de serotipos respecto al estado de portador ha sido prácticamente completo. La vacuna tridecavalente puede reducir la presencia de 19A y las cepas resistentes a antibiótico, sin embargo es necesaria la monitorización para observar el posible reemplazo que se pueda producir.

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú