Una investigación conjunta entre OMS y UNICEF ha determinado que la causa de muerte en quince niños tras recibir la vacuna frente al sarampión, era debida a una partida de vacuna contaminada

19/06/2017

image_pdfimage_print

La muerte se produjo por fiebre y cuadro séptico. Mientras, otros 32 niños de la misma aldea presentaron vómitos y diarrea pero con plena recuperación. La investigación ha concluido que el equipo vacunador ni estaba cualificado ni había recibido entrenamiento ya que utilizó una única jeringa para los cuatro días que duró la campaña. Además la vacuna no se había conservado en frío.

[más información]

image_pdfimage_print

Subir al menú