Una multa superior a los 2.500 euros puede aguardar a los padres alemanes que no vacunen a sus hijos

26/06/2017

image_pdfimage_print

Una multa superior a los 2.500 euros puede aguardar a los padres alemanes que no vacunen a sus hijos, tras conocerse el fallecimiento por sarampión de una mujer de 37 años el pasado 22 de mayo. La medida se adoptó por el parlamento, Bundesrat, el uno de junio. Hasta ahora las autoridades tenían la facultad de multar a los padres que escogían no vacunar a sus hijos, pero el reporte de dichas situaciones lo dejaban en manos de las escuelas. El Ministro de Salud afirmó en una entrevista que nadie puede permanecer indiferente al hecho de que haya personas indiferentes a que todavía haya una muerte por sarampión.

[más información]

image_pdfimage_print

Subir al menú