Vacunas y autismo, una relación inventada

9/02/2010

image_pdfimage_print

La revista médica The Lancet retirará de sus archivos un estudio (artículo publicado en 1998) sobre la vacuna triple vírica (sarampión, rubéola y paperas) que asociaba este fármaco con el autismo. Más de una década después de publicar el polémico informe, que se convirtió en elemento fundamental para la corriente antivacunas, la revista decide ahora retractarse de él, después de que el Colegio General Médico Británico acusase a su autor, el médico británico Andrew Wakefield, de actuar "de forma deshonesta e irresponsable".
Diez de los trece firmantes ya se habían desvinculado del trabajo años atrás y los tres restantes fueron sometidos a una investigación. Sus problemas comenzaron cuando en el año 2004 un periodista se puso a investigar y denunció que los niños participantes en el estudio habían sido seleccionados por los abogados de una pareja que quería demandar a los fabricantes de la vacuna triple vírica. Estos mismos abogados también habían contratado al autor principal, Andrew Wakefield, para confirmar la relación entre la vacuna y la enfermedad. The Lancet, además de retractarse del estudio, ha pedido disculpas por su publicación hace una década.

[más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion] [más informacion]

image_pdfimage_print

Subir al menú