WHO consultation on human papillomavirus vaccines

6/09/2005

image_pdfimage_print

WHO consultation on human papillomavirus vaccines
World Health Organization. Wkly Epidemiol Rec 2005; 80: 299-302
Palabra clave: Papilomavirus

Aproximadamente aparecen 500.000 nuevos casos anualmente de cáncer cervical con 239.000 muertes, de los que el 80% se dan en países en vías de desarrollo. Más de 99% de los cánceres cervicales están asociados a infección genital por papilomavirus humano (HPV), que es mundialmente la infección más común del aparato reproductor. De los 100 genotipos del HPV son de alto riesgo carcinogenético el 16,18,31,33,35,39,45,51,52,56,58,59 y 66. En los cánceres escamosos del cuello uterino los fenotipos más comunes son el 16 y el 18, que juntos suponen el 73,5%, 65% y el 71,5% de los cánceres cervicales en Asia, África-Centro y Sudamérica y Europa-Estados Unidos, respectivamente.

El pico de incidencia de la infección se sitúa por debajo de los 25 años y aunque se suele resolver espontáneamente, puede desencadenar lesiones precancerosas y sin tratamiento a cáncer de cuello en 2-3 décadas. Las vacunas tienen el potencial de reducir la incidencia de cáncer de un modo más práctico y coste/efectivo. Ya que se van a comercializar vacunas en los próximos 2-3 años, la OMS convocó una reunión el 14-15 abril de 2.005 para revisar los datos disponibles y para planificar el trabajo sobre eficacia, aceptabilidad y coste/efectividad de las vacunas, epidemiología de HPV y cáncer y sobre el potencial de integrar la vacunación de HPV con otros programas de vacunación y de salud pública. Actualmente existen dos vacunas candidatas que se encuentran en fase III de ensayos clínicos para evaluar eficacia frente a lesiones precancerosas en mujeres de 15 a 25 años y se espera disponer de resultados para 2006.

Estas vacunas podrían potencialmente evitar el 70% de los casos de cáncer en todo el mundo en mujeres que todavía no hayan sido infectadas por HPV de alto riesgo. Una vez se encuentren en el mercado se tendrá que conocer una serie de cuestiones en salud pública para ayudar a tomar la decisión de inclusión de la vacuna en los calendarios: carga de enfermedad y fenotipos prevalentes, pico de edad de la infección, conocimientos y actitudes de los profesionales sanitarios y de la comunidad acerca de las infecciones por HPV, edad de inclusión, factibilidad de administración a iniciar la escuela, número de dosis, intervalo entre dosis, recuerdos, administración simultánea, coste y coste/efectividad, entre otras. En cualquier caso la vacuna supondrá una herramienta adicional en las estrategias para reducir la morbimortalidad por cáncer cervical y no reemplazará necesariamente al screening y al tratamiento precoz.

image_pdfimage_print

Artículos relacionados


Subir al menú