Efecto protector parcial frente a verrugas anogenitales de la vacunación bivalente VPH16/18 en una gran cohorte de pacientes holandeses de atención primaria

4/09/2020

Woestenberg P, Morel A, Bogaards J et al. Partial protective effect of bivalent HPV16/18 vaccination against anogenital warts in a large cohort of Dutch primary care patients. Clin Infect Dis available on line 2020, May 17

A la vista del continuado debate en relación al teórico papel protector frente a las verrugas genitales de la vacuna bivalente del papilomavirus humano, los autores diseñan un estudio retrospectivo de cohortes abierto, basado en sistemas de registro.

Enlazaron datos de los médicos de familia holandeses de mujeres nacidas entre 1993 y 2002 elegibles para la vacunación gratuita según el programa nacional de vacunación, que la incluyó en 2009 con una campaña de repesca para las nacidas entre 1993 y 1996. Las mujeres se siguieron hasta el primer diagnóstico de verrugas o hasta el final del periodo de seguimiento a 31 de diciembre de 2015.

Se obtuvieron datos de 96468 mujeres con un total de 328.019 años de observación y 613 diagnósticos de verrugas genitales con una incidencia de 1.87/1000 personas/año. Al final del periodo de seguimiento, el 61% habían recibido al menos una dosis de vacuna bivalente, de las que el 91% habían recibido una pauta completa. La incidencia de verrugas fue menor en las que habían recibido ≥1 dosis versus 0 dosis (ratio de la tasa de incidencia ajustada de 0.75 con IC 95%: 0.64-0.88. El efecto de la vacunación fue más potente tras un esquema completo (0.72 con IC 95%: 0.61-0.86) y para aquellas mujeres que fueron vacunadas a los 12-13 años (0.69, IC 95%: 0.51-0.93) versus las vacunadas a los 13-16 años (0.77, IC 95%: 0.64-0-93). Para las nacidas entre 1996 y 2002 la ratio para un esquema completo fue del 0.60 (0.51-0.93) y del 0.77 (0.63-0.93) para las nacidas entre 1993 y 1995.

Los hallazgos sugieren una protección parcial frente a las verrugas genitales con una efectividad entre el 23% y el 40%, quizás debido al papel que pueden jugar en su génesis los tipos de alto riesgo o a la protección cruzada frente a los tipos 6 y 11. Concluyen que es el mayor estudio poblacional llevado a cabo hasta la fecha y que la vacuna bivalente protege parcialmente frente a las verrugas, particularmente cuando se administra en la adolescencia precoz.

 

image_pdfimage_print


Subir al menú